En Rusia, por vocación

Alejandro Burgos es un sacerdote vallisoletano que pertenece a la Sociedad Sacerdotal de la Santa Cruz. Hace cinco años se trasladó a Rusia, donde desarrolla su  labor pastoral entre los católicos. Él, dice, aguanta y disfruta allí “por vocación. El Señor nos quiere aquí”. Reproducimos una entrevista publicada en ‘Iglesia en Valladolid’.

El sacerdote, con una feligresa.

Entrevista completa

Anuncios